Aprende del pasado en la Cueva de Altamira


¿Qué visitar en Cantabria?

¿Vienes de vacaciones a Cantabria? No te puedes perder algunos de sus bienes naturales y artísticos más importantes, que destacan por su riqueza histórica y cultural.

Hoy te transportamos a la Cueva de Altamira, considerada “la máxima representación del espíritu creador del hombre”. La cavidad se encuentra situada en Santillana del Mar, a tan solo 30 km de Santander, la capital cántabra. En ella podrás encontrar uno de los ciclos pictóricos más importantes de la Prehistoria. Pertenece al Paleolítico Superior y su estilo artístico se caracteriza por el realismo de las figuras representadas.

Es conocida como la “Capilla Sixtina del Cuaternario”, prueba de ello es que fue incluida en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco en 1985.

Conoce su historia

La Cueva de Altamira fue descubierta en el año 1868 por Modesto Cubillas, un cazador que entró en ella para intentar liberar a su perro. El mismo Cubillas fue quien se lo contó a Marcelino Sanz de Sautuola, un experto en paleontología que fue a visitarlas en el año 1875. Ese año, hizo un recorrido por toda la cueva pero solo encontró algunos signos abstractos, los cuales no consideró que fueran obra humana.

Cuatro años más tarde, después de asistir a la Exposición Universal de Paris en donde conoció cómo eran algunos objetos prehistóricos encontrados en el sur de Francia, volvió a la cueva para emprender sus propios trabajos de investigación. Fue acompañado de su hija, que se adentró en la cueva y observó unas pinturas en el techo. Está considerada la primera persona que vio estas históricas pinturas policromadas.

En 1880, Sautuola publicó un libro titulado “Breves apuntes sobre algunos objetos prehistóricos”, en el que incluía una reproducción gráfica de las pinturas y sostenía su origen prehistórico al periodo del paleolítico. Este descubrimiento provocó un debate en torno a su autenticidad, se llegó a sugerir que fue el propio Marcelino Sanz de Sautuola quien las pintó. Por tanto, durante varios años, Altamira permaneció en el olvido durante más de 20 años.

En 1902 el prehistoriador francés E.de Cartailhac reconoció la autenticidad de las pinturas. Desde ese momento La Cueva se convirtió en un icono universal del origen del hombre.

¿Qué puedes ver en la Cueva de Altamira?

La cueva de Altamira destaca por su patrimonio arqueológico y artístico. Es el yacimiento paleolítico más importante de España, con  obras de arte rupestre en sus 270 metros de recorrido.

En ella es posible observar pequeños restos de piezas con las que realizaban las actividades cotidianas nuestros antepasados.

El animal más repetido en las paredes de la Cueva de Altamira es el ciervo. Además, es posible contemplar numerosas representaciones de arte policromático de gran tamaño. Los 25 grandes polícromos son figuras de caballos, bisontes y una cierva, de más de dos metros.

Visitas la Cueva de Altamira

En las décadas de 1960 y 1970 la Cueva de Altamira contó con una enorme afluencia de visitantes de todo el mundo. Esto hizo que la conservación de las pinturas peligrase, por ello en 1977 se decidió cerrar al público. En 1982 se reabrió permitiendo el acceso a la Cueva de Altamira a un número restringido de visitantes por día.

Esta reapertura causó mucha expectación, por lo que la lista de espera para acceder a ella era de más de un año. Por tanto se decidió construir una réplica de la cavidad para que las pinturas originales no peligraran.

En 2001 se inauguró el Museo Nacional y Centro de Investigación de Altamira, destacando en su interior la Neocueva de Altamira, una reproducción exacta de la cueva original. Para reproducir las pinturas se usaron las mismas técnicas de dibujo, pintura y grabado que en la época del paleolítico.

La neocueva de Altamira puede ser visitada de martes a domingo, por tan solo 3€.

¿Es posible visitar La Cueva de Altamira original?

Actualmente, las visitas a La Cueva de Altamira original están limitadas a cinco personas a la semana durante 37 minutos. Son elegidas por sorteo entre las personas que se encuentran visitando el museo, y van acompañadas de dos guías. Todo ello, para asegurar la conservación de la cavidad.

¿Alojamientos cerca de La Cueva de Altamira?

Desde el Club de Calidad Cantabria Infinita queremos recomendarte algunos establecimientos muy próximos a la Cueva de Altamira, que se encuentran ubicados en Santillana del Mar.

Déjate envolver por la magia de los siglos XIV y XV que te ofrece el Hotel Casa del Marqués, la casa de Leonor de la Vega, primera marquesa de Santillana, que mezcla arte, nobleza y confort.


Otra de las casonas tradicionales de la villa de las tres mentiras es La Casa del Organista, ¡desde sus miradores tendrás una vista privilegiada de Santillana del Mar y de la naturaleza que la rodea!


Si prefieres un parador, alójate en el Parador de Santillana Gil Blas. Con más de 70 años de trayectoria, este palacio destaca por su solera en la decoración y mobiliario.